El Intendente de Merlo, Gustavo Menéndez, se refirió a la compleja situación en la que encontró el Municipio cuando asumió el cargo, al señalar que tiene “una deuda de 300 mil pesos”.

“Había empleados que no habían cobrado el sueldo de noviembre y esa situación ya la hemos resuelto. Decidimos no pagarles a los empleados políticos para pagarle a los que van a trabajar todos los días”, detalló el Jefe Comunal.

En ese marco Menénrez confirmó que hace días decretó “la emergencia económica y administrativa” ya que cuando asumió encontró “cero pesos en la caja”.

Deja tu comentario

Leave a Reply